MLB: Lanzador cubano luce en las menores y espera el llamado de los Azulejos

MLB: Lanzador cubano luce en las menores y espera el llamado de los Azulejos

El lanzador cubano de los Blue Jays de Toronto, Yariel Rodríguez, debutó este martes con el conjunto Triple A.

Lanzador cubano de la organización canadiense Buffalo Bisons, donde dejó una buena impresión.

Y Pide a gritos el llamado de Las Mayores.

Rodríguez enfrentó a los Worcester Red Sox, sucursal Triple A de Boston, encuentro en el que trabajó.

Por espacio de cuatro entradas sin permitir hits ni carrera, concediendo un boleto y propinando seis strikeouts.

El camagüeyano, quien portó el número 39 en su dorsal, tuvo un primer inning de ensueño. Abrió ponchando al primer bateador, David Hamilton con una recta a 94 MPH. Cerró por la misma vía ante Nathan Hickey con una splitter a 87 MPH en la esquina baja y afuera.

El segundo capítulo, Yariel Rodríguez continuó igual de dominante y ponchó al segundo bateador que enfrentó en dicho episodio, Mark Contreras, a quien trabajó con sliders y rectas.

En el tercero, Rodríguez sacó a los dos primeros rivales también por la vía de los strikes. Al primero, Eddy Álvarez, le hizo solo tres lanzamientos: dos rectas de más de 90 MPH y cerró con una splitter en la zona baja que engañó al toletero. Con Tyler Heineman la dosis fue parecida. Solo gastó cuatro pitcheos: slider, recta, slider y lo terminó con otra splitter (89 MPH) baja.

Abrió la cuarta dominando al primero en línea al jardinero izquierdo. Luego regaló una base por bolas del encuentro y recibió una visita al montículo. Este llamado de atención fue como gasolina para el cubano quien ponchó por segunda ocasión a Hickey y puso la entrada en dos outs. Cerró su actuación de cuatro capítulos sacando a Romy González con elevadito al jardinero izquierdo.

Su bola rápida fue el principal pitcheo que utilizo, el 51% de sus 55 envíos; de ellos 34 strikes, su velocidad máxima se situó en las 94.5 mph, mientras, desafiando a los maderos locales, el agramontino atacaba la zona en un 55% en combinación de su pitcheos secundarios generando siete swing & misses entre los 13 bateadores que enfrentó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *